sábado, 7 de julio de 2018

El Dinero no lo es Todo. Isaías 23.






Resultado de imagen para el dinero no lo es todoEl dinero es indispensable ya que sin él no podemos tener, vestido, techo, alimento y lujos.
El dinero es importante porque nos sirve para lograr una mejor vida  pero a la vez empobrece al ser humano cuando a este el dinero se le convierte en su prioridad por encima de cualquier otra cosa.
Un adagio popular dice: Pobre no es el que no tiene dinero, pobre es aquel que no puede vivir sin el dinero.
El secreto para vivir feliz no está en la abundancia de riquezas, está en el proporcionado equilibrio. Proverbios 30: 8-9 “Vanidad y palabra mentirosa aparta de mí; No me des pobreza ni  riquezas;  Mantenme del pan necesario; 
30:9 No sea que me sacie, y te niegue, y diga: ¿Quién es Jehová?  O que siendo pobre, hurte,  Y blasfeme el nombre de mi Dios


Jehová nos dio la capacidad para hacer riquezas, las riquezas bien administradas se convierten en herramienta para trabajar en la obra de Dios y para lograr el bien estar de nuestras familias. Deuteronomio 8: 18 “Sino acuérdate de Jehová tu Dios, porque él te da el poder para hacer las riquezas, a fin de confirmar su pacto que juró a tus padres, como en este día.
El dinero no es el malo, lo malo es la mala administración del dinero y el exceso de amor al dinero. 1 Timoteo 6: 10 “porque raíz de todos los males es el amor al dinero, el cual codiciando algunos, se extraviaron de la fe, y fueron traspasados de muchos dolores.
Si el dinero o las riquezas fueran malas Jehová no fuera el dueño. Jehová es el dueño del oro y de la plata, nosotros no somos más que sus administradores. Hageo 2: 8 “Mía es la plata, y mío es el oro, dice Jehová de los ejércitos.
Jehová es el dueño de la plata, solo que su amor es tan grande que a nosotros nos  da como salario el 90% y él se queda tan solo con el 10%, cuando no entendemos esto nos volvemos tacaños para darle lo que a él le corresponde.
Que sucede cuando el Dinero se nos convierte en nuestra Principal Prioridad.
1. Nos Volvemos Arrogantes. Isaías 23: 9 “Jehová de los ejércitos lo decretó, para envilecer la soberbia de toda gloria, y para abatir a todos los ilustres de la tierra.” una persona arrogante mira a los demás por encima del hombro es decir se cree más que los demás.
2. Solo Pensamos en Acumular Riquezas. V 8 ¿Quién decretó esto sobre Tiro, la que repartía coronas, cuyos negociantes eran príncipes, cuyos mercaderes eran los nobles de la tierra?” pensamos tanto en las riquezas que se nos olvida nuestra familia hasta Dios.
3. Se Acaba la Verdadera Alegría.  V 12 “Y dijo: No te alegrarás más, oh oprimida virgen hija de Sidón. Levántate para pasar a Quitim, y aun allí no tendrás reposo” las personas obsesionadas por las riquezas no pueden disfrutarlas ya que siempre están pensando en cómo cuidarlas para no tener que compartir con nadie.
4. Las Demás Personas nos Ignoran. V 15 “Acontecerá en aquel día, que Tiro será puesta en olvido por setenta años, como días de un rey. Después de los setenta años, cantará Tiro canción como de ramera.” las personas obsesivas por las riquezas se vuelven tan frías en sus sentimientos que nadie quiere estar con ellas, y aunque estén a su lado siempre las ignoran
5. Se Convierte en Esclavo del Trabajo. V 17 “Y acontecerá que al fin de los setenta años visitará Jehová a Tiro; y volverá a comerciar, y otra vez fornicará con todos los reinos del mundo sobre la faz de la tierra.” los obsesionados por las riquezas trabajan de día y de noche.
·         5.1. Se olvidan de su Familia.
·         5.2. Se Olvidan de Dios
·         5.3. Se Olvidan de los demás
·         5.4. Se Olvidan de ellos mismos.
El dinero es importante para poder vivir bien, pero si se vuelve una obsesión se convierte en una trampa donde el obsesionado cae y nunca vuelve a salir. El obsesionado por el dinero y las riquezas no las puede disfrutar y por eso vive de manera Infeliz.