viernes, 22 de diciembre de 2017

Bases para una Oración. Salmos 17

Resultado de imagen para la oracion una experiencia con diosEl rey David siempre se ha caracterizado por ser un excelente orador, no por la fluidez con que lo hace, es un verdadero orador porque le encanta estar siempre en intimidad con Dios y sobre todo porque David no solo oraba por pedir o reclamar un milagro como hacemos la mayoría de los cristianos.
Para hacer una excelente Oración debemos entender que la oración no solo es para quejarnos delante de Dios, a través de la oración podemos entrar a la presencia de Dios y tener tiempos de intimidad con él.
Bases para Una Oración.
1. La causa por la cual le pedimos a Dios debe ser Justa. V 1 a “Oye, oh Jehová, una causa justa;” muchos de nosotros oramos solo por nuestras necesidades o por conveniencia personal esto hace que nuestra oración no sea una causa justa delante de Dios. Santiago 4: 3 “Pedís, y no recibís, porque pedís mal, para gastar en vuestros deleites.
2. Nuestra Oración no debe ser con Engaño. V 1 b “está atento a mi clamor. Escucha mi oración hecha de labios sin engaño.” David no decía que sus labios nunca hubieran engañado, David decía que en la Oración que estaba haciendo no había engaño, muchas veces nos engañamos a nosotros mismos cuando oramos.
3. No Debemos hacer parte de las acciones de los malvados. V 4 “En cuanto a las obras humanas, por la palabra de tus labios Yo me he guardado de las sendas de los violentos” si nosotros actuamos mal no es lógico que pidamos a Dios justicia solo por los pequeños momentos en que no cometemos acciones malas.
4. Debemos pedir que sea Jesucristo quien nos guie en nuestro caminar. V 5 “Sustenta mis pasos en tus caminos, Para que mis pies no resbalen” pedirle a Jesucristo que guie nuestro camino significa que le estamos pidiendo que nos corrija, es por esto que muchos preferimos orar solo para pedir milagros.
5. Debemos estar seguros de que Dios nos escucha. V 6 “Yo te he invocado, por cuanto tú me oirás, oh Dios; Inclina a mí tu oído, escucha mi palabra” orar pensando que Dios no nos escucha es lo mismo que no tener fe. Hay algunos cristianos que aseguran que Dios ya no les escucha.
6. Debemos Creer que Jesús es nuestro Refugio. V 7 “Muestra tus maravillosas  misericordias, tú que salvas a los que se refugian a tu diestra, De los que se levantan contra ello” un refugio no quita el problema pero si nos oculta mientras tomamos fuerzas y aclaramos nuestras ideas para encontrar la solución.
7. Debemos declararnos y sentirnos útiles para Cristo. V 8 “Guárdame como a la niña de tus ojos; Escóndeme bajo la sombra de tus alas” una persona cuida todas las partes de su cuerpo pero la niña de los ojos no solo es la más sensible, también es la que nos permite ver lo que hacemos.
Si nosotros somos la niña de los ojos de Cristo no solo debemos anhelar su protección, también debemos ser útiles como son los ojos en una persona.
8. El Motivo de nuestra Oración debe ser estar en la presencia de Dios. V 15 “En cuanto a mí, veré tu rostro en justicia; Estaré satisfecho cuando despierte a tu semejanza” el deseo de David era estar en el templo para contemplar la hermosura de Jehová. Salmos 27: 4 “Una cosa he demandado a Jehová, ésta buscaré; Que esté yo en la casa de Jehová todos los días de mi vida,  Para contemplar la hermosura de Jehová, y para inquirir en su templo.

Todo aquel que decida creer en Cristo tiene la capacidad de Orar pero esto no quiere decir que todas las oraciones le agraden a Dios. Dios dice en su palabra que el ya conoce  nuestras necesidades por lo tanto además de contarle nuestros problemas también deberíamos utilizar la oración para estar en su presencia y deleitarnos en él.