viernes, 1 de noviembre de 2013

El Amor Verdadero Espera. Génesis 29.

Los seres humanos somos complicados para escoger las cosas que queremos comprar, en especial las mujeres por lo general nunca compran sus prendas de vestir en el primer almacén que entran, primero visitan como cincuenta almacenes para después regresar al primero que visitaron y comprar ahí lo que necesitan.
Bueno esto ya es algo común y no nos preocupa, lo que en verdad es preocupante es que para algo tan importante como el escoger su pareja, su esposo o esposa los seres humanos no nos tomamos el mismo tiempo.
Si para comprar un par de zapatos que duran poco tiempo nos tomamos, mucho tiempo antes de decidirnos con cual nos vamos a quedar es necesario que con mayor razón nos tomemos un tiempo para escoger a la persona que ha de estar con nosotros por toda la vida.
El error de muchos jóvenes es que tienen mucho afán, tienen apenas dieciocho años y ya consideran que el tren los está dejando.
Si el amor es verdadero podrás realizarte como persona antes de comprometerte y no correrás peligro de perder al amor de tu vida. V 18 “Y Jacob amó a Raquel, y dijo: Yo te serviré siete años por Raquel tu hija menor
Cuando el amor es verdadero el tiempo pasa rápido. V 20 “Así sirvió Jacob por Raquel siete años; y le parecieron como pocos días, porque la amaba” no importa cuánto tiempo tengas que esperar si el amor es verdadero lo podrás lograr, estudia, trabaja, estabiliza tu vida antes de casarte.
El afán y la ansiedad por conseguir pareja nos lleva a cometer errores lea se metió con Jacob sabiendo que él no la amaba.  Ella se creía la fea de la familia, pensaba que ya el tren la estaba dejando y esta era una oportunidad de no quedarse sola. V 17 “Y los ojos de Lea eran delicados, pero Raquel era de lindo semblante y de hermoso parecer
El afán y la desesperación nos hacen fallar delante de Dios. 1 Corintios 6: 9-10 ¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones,  6:10 ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los estafadores, heredarán el reino de Dios.” No dejes que la desesperación nuble tu entendimiento.
Recuerda que el matrimonio debe ser algo de honra. Hebreos 13: 4 “Honroso sea en todos el matrimonio, y el lecho sin mancilla; pero a los fornicarios y a los adúlteros los juzgará Dios
Como conseguir la pareja ideal:
1. Consulta con Dios. Génesis 24: 12 “Y dijo: Oh Jehová, Dios de mi señor Abraham, dame, te ruego, el tener hoy buen encuentro, y haz misericordia con mi señor Abraham.” no te confíes de las apariencias deja que Jesucristo escoja por ti.
2. Busca en el lugar apropiado. 24: 4 “sino que irás a mi tierra y a mi parentela, y tomarás mujer para mi hijo Isaac” no puedes escoger a una persona de bendición en un lugar de maldición.
3. Escoge a alguien que sea tu ayuda. Génesis 2: 18 “Y dijo Jehová Dios: No es bueno que el hombre esté solo; le haré ayuda idónea para él.” el propósito de esta r en pareja es ayudarnos mutuamente. Eclesiastés 4: 9-10 “Mejores son dos que uno; porque tienen mejor paga de su trabajo.  4:10 Porque si cayeren, el uno levantará a su compañero; pero ¡ay del solo! que cuando cayere, no habrá segundo que lo levante
El propósito de tener una esposa o un esposo es poder fortalecernos. Eclesiastés 4: 12 “Y si alguno prevaleciere contra uno, dos le resistirán; y cordón de tres dobleces no se rompe pronto.” recuerda lo que dice el adagio popular: la unión hace la fuerza.
4. Nunca te unas en yugo desigual. 2 Corintios 6: 14- 15 “No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas?  6:15 ¿Y qué concordia Cristo con Belial? ¿O qué parte el creyente con el incrédulo?” el yugo desigual no solo se presenta en el campo espiritual, yugo desigual también es cuando los dos no tienen nada en común, cada uno busca desarrollar su propio propósito.
Para poder avanzar, crecer y desarrollarse juntos es necesario estar de acuerdo tanto en lo espiritual como en lo secular. Amos 3: 3-4 ¿Andarán dos juntos, si no estuvieren de acuerdo?  3:4 ¿Rugirá el león en la selva sin haber presa? ¿Dará el leoncillo su rugido desde su guarida, si no apresare?
No te precipites por conseguir pareja deja que Jesucristo escoja por ti, recuerda que el verdadero amor nos hace esperar. Espera en el tiempo del señor. Pronto llegara el hombre o la mujer que Jesucristo tiene reservado(a) para ti.

  


Contribuye con nuestro ministerio. Con tu ofrenda podemos llegar a más personas con el evangelio de Jesucristo: contactanos